Y se terminaton las olimpiadas

Una vez más se terminaron las olimpiadas y en este caso ponemos la mirada en lo que va a ser London 2012. Como en toda olimpiada fuimos invadidos no solamente de disciplinas olímpicas, si no también de otras cosillas, pero si de algo estoy seguro, es que los chinos no son para nada superficiales y discriminadores… ¿Qué!? ¿Qué la nena que cantó en la apertura no era la que cantaba en realidad? :sorpresa: . Así es, Yang Peiyi, la cantante original de Oda (El tema a la madre patria) fue reemplazada por Lin Miaoke porque la primera tenía la cara regordeta y los dientes poco alineados.

La razón por la que la pequeña Yang (de siete años) no salió elegida fue porque queríamos proyectar la imagen correcta, estábamos pensando en qué era lo mejor para la nación.

Dijo Cheng Qigang, director musical de la ceremonia. Asique el bien de la nación es mostrar a una nena que en realidad no está cantando, pero es “más linda” que quién lo hace… :neutral: .

El esfuerzo de China por mostrarse como una país, potente, amigable y acogedor fueron notables. Estas olimpiadas fueron basadas por parte de China en una carta de presentación del país, pero no hicieron más que mostrar cosas que no son, (Esto me hace acordar a las olimpiadas de Berlin 1936 y del Mundial de Fútbol Argentina 1978), ¿Porque digo esto? Lamento decepcionarte pero si viste la inauguración de los juegos, y viste esos lindos fuegos artificiales en el estadio “Nido de pájaros“… Eran falsos! Todos absolutamente. Resulta ser, que según los organizadores era muy complicado firmar desde un helicóptero los fuegos de artificios, además ponían en riesgo la vida de sus tripulantes, Entonces ¿Qué hacemos? ¿No filmamos nada? ooo ¿Engañamos a los televidentes con efectos especiales? Y… Los engañamos, total ni se van a dar cuenta. Algunos si se dieron cuenta, Estos efectos especiales fueron desarrollados durante un año, para lograr un efecto realmente realista, lo más dificultoso fue realizar investigaciones meteorológicas para saber exactamente como se vería el estadio el día de la inaguración, es más, simularon también, una pequeña vibración para que parezca que se estaba filmando realmente de un helicóptero.

Numeros de la inaguración:

  • Unos 91.000 espectadores, 60.207 entradas vendidas.
  • Una audiencia televisiva esperada de 4 mil millones de telespectadores.
  • Más de 90 jefes de Estado y de gobierno y otros dignatarios.
  • 204 delegaciones. Faltó el minisculo estado de Brunei.
  • 14.000 participantes en el espectáculo y 15.152 trajes.
  • 2.488 voluntarios.
  • Unos 20.000 cohetes para los fuegos artificiales, no son los que viste por tele :alegre: .
  • 110 minutos de música especialmente creados por 18 compositores.
  • 2.583 iluminaciones especiales.
  • 10 km de cables y fibra óptica.
  • Capacidad eléctrica de 10.500 kw.

Vamos a la competencia. La mayor cantidad de medallas se las llevó EEUU, con un total de 110, 36 de oro, 38 de plata y 36 de bronce, Y segundo quedó China, con un total de 100 medallas, 51 de oro, 21 de plata, y 28 de bronce. Y por ahí en el medallero, leeeejos (puesto 34) está Argentina con la humilde suma de 6 medallas, 2 de oro y 4 de bronce.

La primera medalla Argentina fue una de bronce ganada por Paula Belén Pareto, conocida también por “Peque” en la categoría 48 kilos de judo femenino.

La primera medalla dorada es conseguida por los ciclistas Juan Curuchet y Walter Pérez al ganar la prueba de Madison de ciclismo en pista. Esta es la primera medalla de oro del ciclismo argentino en la historia olímpica.

Las Leonas fueron las encargadas de traernos el segundo bronce, ganándole a Alemania 3 a 1 en hockey sobre césped femenino.

Luego le tocó el turno al fútbol masculino que ganó por segunda vez consecutiva el primer puesto ganándole 1a 0 a Nigeria.

Depués de conseguir el oro en Atenas 2004, la selección argentina de básquet no pudo repetir esta actuación al perder contra el Dream Team (EEUU) por 101-81. Pero no volvieron con las manos vacías al conseguir el bronce derrotando a Lituania 87-75.

La última medalla de bronce fue obtenida por Santiago Lange y Carlos Espínola en la prueba de velerismo clase Tornado.

Beijing 2008 fue una olimpiada de records históricos (28 récords mundiales), el más sobresaliente es el de Michael Phelps quien se ha convertido en el primer nadador en superar las siete medallas de oro que consiguió Mark Spitz en Múnich 72. Este fenómeno de 23 años se ha colgado su octavo oro en el Cubo de Agua de Pekín y se consagra como el mejor olímpico de la historia.

El jamaiquino Usain Bolt es ahora el hombre más rápido del mundo al romper el record mundial “imbatible” durante los últimos 12 años de Michael Johnson, en los 200 metros con un tiempo de 19,30 quebrando la marca de 19.32 segundos del legendario Michael Johnson, establecido en Atlanta 1996.

La atleta que está en boca de todos (sobre todo de los periodistas babosos) es Yelena Isinbáyeva, la garrochista supero su propio record tras marcar un salto de 5,05 metros, un centímetro por encima del que ya logró en Mónaco el pasado mes de julio.

Todos estos atletas ya dejaron atrás estas olimpiadas y comenzaron a prepararce inmediatamente para lo que será Londres 2010:


Imagen de previsualización de YouTube