El dinero no es todo

Una vez más Facundo, fiel lector del blog, atormentado por el hecho de no tener respuesta a una duda existencial, hizo bien y acudió sabiamente a Preguntale a HIJO de la RED, diciendo lo siguiente:

¿Como se crea el dinero, y a base de que? ya que cada día que pasa el mundo aumenta de precio, y el dinero solo va a parar a algunos.

Son muchas preguntas, voy a empezar por las más fácil de responder, ¿Porque el dinero va a parar a algunos solamente? Esto es realmente simple se llama injusticia y vamos a morir conviviendo con ella. Pero no nos adelantemos tanto comencemos con el origen del dinero.

En la antigüedad las cosas eran mucho mas simples, los bienes se intercambiaban unos a otros directamente, lo que hoy llamamos trueque, luego se usaron bienes específicos para realizar transacciones como por ejemplo sal, diamantes y oro. La gran cantidad de transacciones fueron complicando el proceso y se generaron monedas de oro lo que facilitaba el traslado. Con el tiempo, se sustituyo las monedas de oro por monedas de otro material más económico y papel, debiendo estar respaldado su valor y emisión por las reservas de oro que cada país disponía en sus bancos centrales, esto fue así hasta 1971, cuando el valor deja de tener como referencia el oro (patrón oro) y se adopta el del dólar, entonces, antes las cantidad de dinero que se tenia era basado en la cantidad de oro que tengo, es decir, si tengo 100 kilos de oro y cada kilo de oro es equivalente a 1 dólar mi reserva no puede ser mayor a 100 dolares, ahora todo es diferente el dinero se crea como deuda ya que se genera por demanda, ¿Cómo es esto? En realidad es bastante complicado de explicar, por eso voy a recurrir a un video que encontré que intenta dilucidar como se crea el dinero y también entenderemos porque se generan los “crash” financieros, corralitos, etc.

Imagen de previsualización de YouTube

Si no quedó del todo claro, recomiendo que vean una muy buena pelicula española llamada “Concursante” que explica muy bien como es el funcionamiento de los bancos y porque siempre, de alguna manera u otra nos timan (por no usar otra palabra).